Jueves, 25 Abril 2019
Ultimas noticias
Casa » Putin visita Serbia para abordar cooperación bilateral y situación en Kosovo

Putin visita Serbia para abordar cooperación bilateral y situación en Kosovo

20 Enero 2019

Putin llegó hoy a Belgrado para una visita de un día.

Sobre Kosovo, el presidente ruso explicó que para "lograr una estabilidad en la región", hacía falta "hallar compromisos" y "saber respetarlos".

El mandatario ruso indicó que su país "comparte totalmente la preocupación del gobierno y los ciudadanos de Serbia", por lo que calificó como "acciones irresponsables de las autoridades de Kosovo", la provincia serbia poblada mayoritariamente por albaneses que declaró unilateralmente su independencia en 2008.

Con la participación de Ferrocarriles de Rusia, la reconstrucción y modernización de la infraestructura ferroviaria de Serbia avanza a buen ritmo, agregó.

Vladimir Putin fue acogido como una "superestrella" en Serbia, donde hay bares que llevan su nombre, camisetas y tazas ensalzando su figura y muros pintados con su rostro. Aleksandar Vucic le regaló un cachorro de pastor alemán.

Acompañado de una nutrida delegación de ministros y empresarios, Putin se reunió con su homólogo serbio, Aleksandar Vucic, a quien condecoró después, ante la prensa, con la orden de Alexandr Nevski, una alta distinción rusa, por su contribución al desarrollo de las relaciones entre ambos países.

"Bienvenido querido presidente Putin, estimado amigo" rezan los carteles instalados en la carretera que une el aeropuerto y el palacio presidencial serbio.

Este impresionante desfile les conduciría hasta la iglesia de San Sava, uno de los lugares de culto ortodoxos más grandes del mundo, cuya renovación fue financiada en parte por el gigante ruso Gazprom y donde los serbios debían aclamar a Putin.

Para Belgrado, que tampoco acepta la soberanía kosovar, el apoyo de Moscú es de gran peso en la arena internacional, dada la condición de Rusia como miembro permanente y con derecho a veto del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidos.

Aunque Serbia aspira a entrar en la Unión Europea, se niega a secundar las sanciones internacionales contra Rusia tras la anexión de Crimea.

Vladimir Putin es "la salvación de Serbia".

El entusiasmo no oculta los recientes reveses que Rusia sufrió en los Balcanes.

Moscú no pudo impedir que Montenegro se uniera a la OTAN en 2017, algo que intenta ahora Macedonia.

Si Skopje lo logra, todos los países fronterizos con Serbia estarán en la esfera de la OTAN, exceptuando Bosnia.

La relación ruso-serbia "es más emocional que racional", asegura en Belgrado la analista económica serbia Biljana Stepanovic.

En lo que respeta a las inversiones directas y a los intercambios comerciales la proporción es similar, a favor de Europa.

Al respecto, Putin sostuvo que Rusia mantendrá su colaboración para fortalecer las capacidades defensivas de Serbia e impulsará la cooperación con empresas del sector de defensa del país balcánico, además de continuar con los ejercicios militares conjuntos.

Putin visita Serbia para abordar cooperación bilateral y situación en Kosovo