Lunes, 22 Octubre 2018
Ultimas noticias
Casa » Expresidente de El Salvador confiesa lavado de 300 mdd

Expresidente de El Salvador confiesa lavado de 300 mdd

10 Agosto 2018

Saca, presidente en el período 2004-2009, es señalado de liderar una trama de corrupción que desvió más de US$301 millones.

Aceptó haber sido el cerebro de la desviación de fondos de Casa Presidencial.

- La auditoría que hace la Corte de Cuentas de la República a su administración es superficial, "ya que únicamente se revisaban que existiera soporte de los gastos y no la justificación de la administración, ya que se trata de gastos de carácter discrecional para el presidente de la República y ya en la presidencia se tomó en cuenta por medio de Elmer Roberto Charlaix que el examen prácticamente no se hacía porque la persona encargada solo llegaba a ver que quedaran soportes, pero no hacía un examen exhaustivo".

Aceptó que sabía que la forma de administrar era ilegal y fraudulenta.

Pidió a los bancos privilegios para poder realizar las transacciones, y a veces, ni se informaban. "A la FGR no le basta esta confesión para abrir un proceso judicial contra ARENA por lavado de dinero y proceder a su cancelación?"

De igual forma, indicó además que su gabinete recibía sobresueldos de entre 5.000 y 10.000 dólares mensuales.

Asimismo reveló que inicialmente entregó $400 mil dólares al partido ARENA y luego "varios millones", según su declaración.

El hermano de Irving Tóchez, además, es acusado de ayudar a Jorge Hernández a lavar $2.7 millones a través de la sociedad R y M. Hernández está implicado en un proceso separado por lavado de dinero y activos, pero actualmente se encuentra bajo arresto domiciliar.

-Saca pidió cambio en la manera de cómo era utilizado el dinero de la Presidencia, sobre todo de las cuentas subsidiarias, todo con el fin de que ni su nombre, ni el de Charlaix quedaran registrados en los retiros de dinero.

El Ministerio Público ha pedido que Saca y Charlaix sean condenados a 10 años de cárcel por los delitos de lavado de dinero y peculado, mientras que para Funes y Rank han pedido la condena de cinco años de cárcel por el de lavado de dinero. A Hernández se le pagaba el 20% del dinero que tenía que transferir, el cual alcanzó en algún momento, según la declaración de Saca, un monto de $100,000 mensuales.

En ese "juicio abreviado" al que será sometido Saca serán incluidos su exsecretario privado Elmer Charlaix, el exsecretario de Comunicaciones Julio Rank y el expresidente de la empresa estatal de Aguas César Funes, que también aceptaron la culpabilidad de los delitos imputados.

Antes del juicio abreviado y en caso de ser declarado culpable, el expresidente afrontaba una pena de prisión de hasta 25 años, pero que ahora se reducirá a no más de 10 años.

Francisco Rodríguez Arteaga, exjefe de la Unidad Financiera Institucional (UFI) de la Presidencia; Pablo Gómez, auxiliar técnico de la UFI, y Jorge Alberto Herrera Castellanos, jefe de la Tesorería Institucional de la presidencia no serán beneficiados con la medida, pese a que también aceptaron la culpa.

Hay que mencionar, que fue detenido por orden de la Fiscalía General de la República de El Salvador, junto con otras seis personas, en octubre de 2016.

Expresidente de El Salvador confiesa lavado de 300 mdd