Domingo, 15 Julio 2018
Ultimas noticias
Casa » Ahora la momia además de mentirosa está demente — María Gabriela Chávez

Ahora la momia además de mentirosa está demente — María Gabriela Chávez

14 Julio 2018

Según Ortega, el actual presidente de la Asamblea Constituyente se retractó luego de lo que había dicho.

La exfiscal prófuga aseguró en una entrevista que siempre tuvo dudas acerca de la verdadera fecha de la muerte del comandante Hugo Chávez.

En estos momentos el portal está bloqueado por causas desconocidas, pero el texto de la entrevista se filtró en internet y lo cita el diario venezolano El Nacional.

La exfiscal comentó que después de hablar con Cabello fue a comprar pasajes para regresar a Venezuela.

"Siempre pedí el acta de defunción de Chávez, el tema de las hijas, de las otras hijas que tenía, todas esas cosas, incluso tenemos una investigación sobre ese caso", confesó Ortega.

Oficialmente, Hugo Chávez falleció en marzo de 2013 a la edad de 58 años en un hospital militar en Caracas.

ORTEGA DÍAZ. Tiempo atrás (AP/Archivo).

La fiscal general también habló sobre los conflictos de poder que existen en el gobierno de Nicolás Maduro. "Ahí indudablemente hubo un conflicto de poder", declaró.

En la entrevista, Ortega agregó que Cabello iba a ser el candidato del oficialismo en las elecciones de mayo pasado, pero que desconoce las razones por las cuales cedió su oportunidad para la reelección de Maduro.

Por su parte, la abogada envió un mensaje directo al dictador Maduro: "Renuncia, vete, permítele a los venezolanos ser felices".

Punto de Corte es dirigido por el político opositor Nicmer Evans, del Movimiento por la Democracia y la Inclusión (MDI).

Del mismo modo, dejó saber que ya las autoridades venezolanas competentes han elogiado el plan y en los próximos días realizarán una visita a la Cámara Suizo-Venezolana para investigar qué empresas operan en Venezuela, dónde están ubicadas y qué inversiones han hecho, con miras a adoptar luego las medidas necesarias.

Ahora la momia además de mentirosa está demente — María Gabriela Chávez