Viernes, 14 Diciembre 2018
Ultimas noticias
Casa » La reducida extradición de Puigdemont es un duro golpe al Supremo

La reducida extradición de Puigdemont es un duro golpe al Supremo

12 Julio 2018

El expresidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, ha tardado menos una hora en pronunciarse públicamente ante la noticia de que el tribunal de Alemania haya decidido mantenerle en libertad y sólo permitir su extradición a España por el supuesto delito de malversación, pero no por los de rebelión y sedición.

La fiscalía alemana indicó que "decidirá pronto sobre la autorización de extraditar al acusado por malversación de fondos".

Una fuente cercana al equipo de abogados de Puigdemont dijo que el exlíder catalán apelaría la decisión de extraditarlo desde Alemania por cualquier cargo.

En un comunicado, la fiscalía ha recordado que en su último escrito había solicitado la extradición del líder soberanista por rebelión y malversación de fondos en relación con la organización del referéndum ilegal del 1 de octubre, aunque ha reconocido que la Audiencia no ha seguido sus argumentos y sólo pide la extradición sólo por malversación. Por este motivo, considera que los hechos sucedidos en Cataluña el 20 y 21 de septiembre y el 1 de octubre no alcanzan el grado de violencia requerible por la legislación penal alemana.

"Hemos derrotado la principal mentira sostenida por el Estado".

La Fiscalía indicó luego que "decidirá pronto sobre la autorización de extraditar al acusado por malversación de fondos". Aseguró que luchará hasta el final.

Frente a este choque el juez Llarena que ha recibido un duro golpe, solo tiene dos salidas: negarse a la extradición anulando la euroorden y manteniendo en España la orden de detención contra Puigdemont o, por el contrario aceptar la entrega solo por malversación (penada con hasta doce años de prisión), detenerlo en España y juzgarlo solo por ese delito, con las perturbaciones judiciales que esa decisión pudiera tener en el resto de los procesados.

Aunque la decisión la tomó este jueves la Audiencia de la región de Schleswig-Holstein -que lleva el caso desde que el líder catalán fue retenido, el pasado mes de marzo, y quedó en libertad bajo fianza-, no se informó la fecha en que se efectuará la entrega del líder catalán al gobierno de España.

El traslado se aprobó días antes de la primera reunión oficial, el lunes, entre Pedro Sánchez y el presidente independentista catalán Quim Torra, en la que se comprometieron a seguir dialogando a pesar de sus notables discrepancias. Se declaró muy contento y afirmó que se demuestra, una vez más, los engaños y mentiras de una causa judicial que nunca debería haberse iniciado.

La reducida extradición de Puigdemont es un duro golpe al Supremo